Dior Dream Parade

El desfile de payasos, acróbatas, domadores y amazonas de Dior

La Paris Fashion Week (Haute Couture) comenzó el 21 de enero con muy buen pie. Y es que Dior, una de nuestras firmas preferidas, fue de las primeras en deleitar a la capital francesa con sus maravillosos diseños, y como era de esperar, con sus increíbles espectáculos.

El equipo de la casa lo ha vuelto a conseguir. Ha convertido un desfile de moda en puro arte.

Christian Dior adoraba ir al Cirque d’Hiver, y llegó a crear una colección inspirada en el circo. Más tarde fue su anterior director creativo, John Galliano, el que tuvo la idea de  devolver a Dior esa esencia, esa magia y fascinación. Y así ha sido como María Grazia Chiuri se ha inspirado para llevar la idea a las pasarelas parisinas con su colección de Alta Costura: Dior Dream Parade.

El desfile tuvo lugar en el Musée Rodin. Más específicamente en una carpa situada en los jardines en las que se recrea un auténtico circo, lleno de luz y de magia.

Acudieron al show grandes referentes del mundo de la moda, como Olivia Palermo, Kristin Scott Thomas, Karlie Kloss, Chiara Ferragni, Natalia Vodianova, Felicity Jones, y un largo etc.

El desfile  comenzó con auténticas gimnastas y bailarinas de la compañía circense femenina Mimbre, introduciendo al público en el emblemático mundo del espectáculo. Vestidos de blanco y negro, danzaron junto a las modelos durante todo el desfile. Y así fue como se fundieron las diferencias entre un desfile de payasos, bailarinas y acróbatas, y un desfile de moda. 

Nos recuerda a un circo victoriano ”freak show, tanto por el maquillaje de las modelos, como por las prendas abombadas y con volantes.

La pasarela se llenó, desde el primer instante, de mucho brillo, tul y transparencias. Diseños bordados, repletos de lentejuelas, recargadas faldas de tul asemejadas a los tutús de las bailarinas… Además, de una de las que ha sido tendencia ya esta temporada: las faldas plisadas.

En cuanto a los colores, podríamos decir que se recurre a infinidad de tonos de la paleta, siempre con un acabado empolvado, llevándonos a ese toque vintage que acaba revocando al ya citado circo victoriano.

Destaca mucho también la combinación de blanco y negro, jugando también con el rojo, un color clave en el mundo del circo.

Se ha recurrido a esmóquines y a chaquetas de estilo militar, lo que nos recuerda a los clásicos domadores.

En cuanto a los estampados, los rombos, las rayas y los topos, motivos geométricos   del tradicional traje de payasos y mimos se han dibujado sobre los preciosos diseños.

Uno de los detalles que nos ha llamado la atención bastante, ha sido el calzado. Muchas de las modelos, desfilan sobre las más simples bailarinas que seguro has llevado en tu infancia. 

Vamos a hablar también de las blusas que visten a varias modelos, todas blancas, cerradas, abollonadas y muy extravagantes, al más estilo romántico. Con esta colección, María Grazia Chiuri trata de reflejar la confianza de los acróbatas y el vínculo que se crea entre sus cuerpos.

Además quiere asexualizar el desfile, al igual que los payasos, de llegar a una igualdad en la que da igual el sexo o la edad. Simplemente modernidad, técnica y audacia.

All credits for Instagram and DIOR.

Gemma Espinosa

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *